Máster MISTIC: Un reto en seguridad de la información, a ciegas (II)

En la primera parte de esta entrada, os hablé de las herramientas informáticas utilizadas por personas con discapacidad visual. Hoy os hablaré de cómo conseguí superar el máster.

Puesto que mis estudios en el área informática los he realizado siendo ciega –cambié de área profesional debido a la ceguera- y en Venezuela no contamos con mediadores ni personas que adapten materiales o evaluaciones, llevo unos años de experiencia ejerciendo esa función conmigo misma, por lo que no fue difícil entenderme con mis docentes del máster. Además, debo decir que todos ellos siempre tuvieron la mejor disposición en ayudarme.

Ciertamente fue un trabajo en equipo, sobre todo en aquellas asignaturas con contenido práctico, en las que primero contactaba con el docente, evaluaba la herramienta a usar en la asignatura y luego de eso veíamos si era necesario buscar otra herramienta, o si por el contrario podía realizar la actividad igual que el resto de estudiantes. Esto se dio sobre todo en “Identidad Digital“, donde se requiere programar en Java, utilizando herramientas como Tomcat y ANT, por ejemplo. En este caso, busqué los editores más accesibles y conté siempre con el apoyo del docente para aquellos casos en los que requiriese algo de tiempo extra, dadas las pruebas y configuraciones que tenía que realizar para poder trabajar.

Hubo ocasiones en que tuve que pedir un ordenador prestado porque se requería un entorno bajo ambiente Linux y yo no contaba con ese sistema, y trabajar en modo de virtualización no siempre se puede realizar de forma accesible. También fue necesario reformular las evaluaciones de la asignatura “Técnicas de Marcaje de la Información“, pues la herramienta utilizada no es suficientemente accesible con lectores de pantalla, así que utilizamos Octave en su lugar; para lo cual, conté con todo el apoyo del docente, quien no solo realizó todas las adaptaciones sino que también me apoyó durante el proceso de aprendizaje de la sintaxis de Octave. Debido a las asignaturas que seleccioné, la mención que obtuve fue en “Gestión y auditoría de seguridad de la información”, por lo que tuve que cursar “Análisis Forense“, que también posee un contenido práctico y cuya herramienta no brinda suficiente apoyo utilizando lector de pantalla. En este caso, conté con tiempo extra, y solicité ayuda a una persona vidente para que pudiera leer los resultados que arrojaba la herramienta, ya que al realizar el análisis de la imagen evidencia, el lector de pantalla no era capaz de acceder a la información en el detalle que se requería para poder elaborar el informe pericial. Sin embargo, con paciencia y constancia –y algunas noches extra- terminé satisfactoriamente las actividades de la asignatura.

Esta segunda etapa del máster requirió mucho empeño y dedicación, puesto que la beca tiene como requisito culminar el máster en un año, lo que forzosamente obliga a cursar las prácticas profesionalizadoras en conjunto con el trabajo final de máster, además de las asignaturas correspondientes a la mención.

Gracias a ANCERT, realicé las prácticas bajo la supervisión de Enric Fernández, quien me brindó todo el apoyo desde el principio y quien confió en mis capacidades para aportar en el tema de evidencias electrónicas. El trabajo final de máster lo realicé bajo la tutoría de Antonio Segovia Henares, quien me apoyó y orientó durante todo el proceso que implica implantar un SGSI.

Obtener una titulación en seguridad de la información en la Universitat Oberta de Catalunya ha sido uno de los retos más grandes y satisfactorios que he podido alcanzar desde que adquirí mi discapacidad hace casi 12 años. Aunque algunas personas con discapacidad o sin ella todavía no se animan a realizar estudios a distancia, debo decir que la UOC cuenta con una plantilla de docentes altamente cualificada, que los materiales son de calidad y muy a la vanguardia y que el nivel de exigencia es bastante elevado, lo que en conjunto asegura que los profesionales que egresamos de esta institución, lo hacemos muy bien preparados. Considero, que además, optar por la beca Ramon Molinas, añade un valor agregado puesto que ella implica un compromiso adicional y eleva el nivel de exigencia.

Finalmente, sólo me resta agradecer a la Universitat Oberta de Catalunya, y en particular a la directora del  máster Dra. Helena Rifa Pous, a la Ramon Molinas Foundation y al personal docente del máster, por la oportunidad que me brindaron para alcanzar este sueño. A todos, mil gracias.

Halena Rojas Valduciel es Graduada del Máster Universitario en Seguridad de las Tecnolologías de la Información y de las Comunicaciones por la UOC, UAB y URV.

CC BY-NC-SA 4.0 Máster MISTIC: Un reto en seguridad de la información, a ciegas (II) por Comunidad UOC está licenciado bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.

1 Comment

  1. En dos palabras: im prezionante. Enhorabuena, sobre todo para ti, y también para el impresionante equipo docente del master. Suerte.

    Reply

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Leer entrada anterior
Máster MISTIC: Un reto en seguridad de la información, a ciegas (I)

Cuando se tiene una discapacidad visual como la ceguera total, muchas personas suelen pensar que las posibilidades de inserción académica...

Cerrar